Home Opinión Columnas Nuestro relegado sueño Caribe
  • Increase font size
  • Default font size
  • Decrease font size
Search

elisleño.com - El diario de San Andrés y Providencia.

JA slide show
 

banner_Welcomw6622.jpg

Nuestro relegado sueño Caribe

Correo Imprimir PDF

HAROL.BUSH2Aún parece no haber lineamientos ni contenido específico, de manera que genera intranquilidad el estado actual de la política exterior hacia el Caribe que incluye un indispensable acercamiento diplomático con Nicaragua para desactivar el conflicto limítrofe de más de 40 años…

En otras palabras, negociar ajustes al fallo de La Haya de 2012 –tal y como lo recomendó la Corte– y atender la agenda de reivindicación étnica raizal que la tensión bilateral impedía encomendar.

El principal obstáculo es que el factor más relevante, el diálogo con Nicaragua, está ausente y por lo tanto los espacios diplomáticos están reducidos a lo mínimo por las tensiones entre Bogotá y Managua.

El diálogo no es imposible pero no será fácil, en particular por lo que está en juego y por las secuelas que ha dejado la tensión y el reclamo territorial marcados por el anhelo expansionista de Nicaragua hacia nuestro espacio territorial histórico.
Por otra parte, una arraigada desconfianza a nivel nacional que impactará fuertemente en la habilidad o inhabilidad de llegar a puntos de acuerdos de cooperación en asuntos como medio ambiente y pesca y en últimas un compromiso territorial.

Sin embargo, si bien las islas son las más perjudicados por la tensión bilateral de muchos años y ahora por la demora en apaciguarla, los isleños estamos entusiasmados de un acercamiento a Nicaragua, algo que no se puede desestimar por su significativo valor práctico y estratégico, dados los lazos étnicos e históricos del Pueblo Creole situado a lado y lado de la frontera.

Los hilos conductores y ejes articuladores del acercamiento son pues evidentemente claros pero los objetivos son inciertos, no solo por la ausencia de espacios bilaterales, una hoja de ruta y una configuración estratégicas, sino también por la ausencia de consulta con la comunidad genda bilateral favorable a la economía insular, a la reivindicación étnica y temas pendientes de cooperación, en particular en relación a derechos de pesca y la protección ambiental de la reserva mundial Seaflower que ahora compartimos con dicho país.

El retorno a los espacios regionales para la profundización del regionalismo latinoamericano y caribeño debe servirnos para más que buenas intenciones y unas estrategias inconclusas. étnica.

Por si eso fuera poco, no hay avances por el bajonazo en la urgencia en atender el tema limítrofe debido a la concentración nacional gubernamental en el orden público, la economía y el proceso de paz, que adquieren prioridad sobre la tensión fronteriza con Nicaragua, que además ya no es un asunto de atención nacional o de interés mediático debido al fin de la comparecencias en La Haya.

Sin embargo, explorar el camino de la negociación es indispensable para atender una agenda bilateral favorable a la economía insular, a la reivindicación étnica y temas pendientes de cooperación, en particular en relación a derechos de pesca y la protección ambiental de la reserva mundial Seaflower que ahora compartimos con dicho país.

El retorno a los espacios regionales para la profundización del regionalismo latinoamericano y caribeño debe servirnos para más que buenas intenciones y unas estrategias inconclusas.

(Espere segunda parte)

-------------------

Este artículo obedece a la opinión del columnista. EL ISLEÑO no responde por los puntos de vista que allí se expresan.

 

Última actualización ( Domingo, 24 de Septiembre de 2023 08:31 )  

Welcome Caribe

Elisleno206_-_1.jpg

Welcome_213_-_1.jpg

BANNER.jpg

Indicadores Economicos

Translate this page

Síganos en Facebook

Descarga Firefox


CASABLANCA.CUADRADO

RM____EL_ISLEÑO.png

Banner_skechers.jpg

DoIt.jpg

TRASH_BUSTERS.jpg

SOPESA.BANNER.NUEVO01.jpeg

GESA NIFF02