Home Opinión Columnas Día Internacional de los Humedales
  • Increase font size
  • Default font size
  • Decrease font size
Search

elisleño.com - El diario de San Andrés y Providencia.

JA slide show
 

ISLENO2

Día Internacional de los Humedales

Correo Imprimir PDF

OSWALDO.SANCHEZ«El Día Mundial de los Humedales pretende dar a conocer la transcendencia que poseen estas grandes reservas de agua. El desconocimiento de la población sobre estas zonas naturales ha llevado a la degradación y la pérdida de muchos de nuestros humedales. Es por ello que todos debemos actuar de forma responsable en el cuidado de estos ecosistemas teniendo en cuenta los bienes y servicios ambientales que nos prestan».

Así decía la Corporación para el Desarrollo Sostenible de San Andrés, Providencia y Santa Catalina, (Coralina) en la celebración del Día Internacional de los Humedales el año pasado, y que nos permite hacer algunas reflexiones.

Nuestra primera autoridad ambiental, Coralina, reconoce y acepta que la comunidad isleña no tiene claro qué son, para qué sirven ni cómo se cuidan los humedales al afirmar que “El desconocimiento de la población sobre estas zonas naturales ha llevado a la degradación y la pérdida de muchos de nuestros humedales”.

Ese desconocimiento, originado en la pobre o nula Educación Ambiental de la comunidad, compromete seriamente a las Corporaciones Regionales Ambientales (CAR), y en nuestro caso a Coralina, tanto más cuanto que esta educación es política de orden nacional.

Si en Colombia fallamos, es refrescante saber que existen sociedades, gobiernos y entidades que se preocupan verdaderamente por lo que acontece con el medio ambiente y se toman en serio su recuperación y preservación. Es lo acontecido con el convenio Ramsar, “el más antiguo de los modernos acuerdos intergubernamentales sobre el medio ambiente”, como que se adoptó en 1971 en la ciudad de Ramsar, Irán.

Razón tenía el controvertido exministro de Ambiente y Desarrollo Sostenible, Gabriel Vallejo al afirmar que "No se puede plantear un futuro sin humedales, hay que conocer lo que tenemos, el desconocimiento de estos ecosistemas vitales para el planeta ha conducido a su deterioro a escala global y por eso buscamos el apoyo decidido de todos para lograr revertir esta tendencia que los está afectando".

Por el afán de adecuar terrenos para la ganadería y agricultura, la industria, expansión de las zonas urbanas, vertimiento de basuras, reclasificación de los suelos, etc. se perdió cerca del 64% de los humedales del planeta y de lo que queda se pierde el 1% anual. En 12 años (2000-2012) Colombia perdió cerca del 75% de sus humedales, pues de unos 20 millones de hectáreas, se pasó a 3 millones, según la Contraloría General de la República.

A nuestro Departamento le corresponde una mínima parte, pero aún así, no le va mejor que al resto del país, como lo reconoce Coralina y registramos al inicio.

Y eso que legislación al respecto no falta, va desde la Ley 2 de 1959  “Por el cual se dictan normas sobre economía forestal de la Nación y conservación de recursos naturales renovables” (sic), pasando por la CP, la Ley 99 (Ley Ambiental), la Ley 115 (de Educación), el Decreto 1743 (creación de los PRAES), hasta laResolución 97 de 2017 “por la cual se crea el Registro Único de Ecosistemas y Áreas Ambientales y se adoptan otras disposiciones”.

El daño es enorme, pues el humedal es elemento vital dentro de los ecosistemas, ofrece bienes y servicios ambientales de gran importancia en las economías nacional, regional y local,permite el mantenimiento saludable del ciclo hídrico de las cuencas, estuarios y las aguas costeras, mitigando el impacto de inundaciones, absorbiendo contaminantes, reteniendo sedimentos, recargando los acuíferos y proporcionando hábitats a fauna y flora.

¿Entonces qué ha fallado? Según Coralina una de las razones de esta depredación ambiental es connatural al hombre. No lo creemos; por el contrario, es conducta aprendida y por ende modificable o eliminable. Afirma la Fundación Humedales Bogotá que la principal amenaza es la falta de educación ambiental, siendo “la vía más expedita para generar conciencia y fomentar comportamientos responsables frente al manejo sostenible del ambiente”, según afirma el Ministerio de Educación Nacional.

Con los Proyectos Ambientales Escolares el estudiante puede involucrarse en la búsqueda de soluciones a los problemas ambientales locales “acordes con las realidades de cada región y municipio, en un contexto natural, social, cultural, político y económico”.

De otra parte, resalta la falta de autoridad de quienes tienen la competencia y la obligación de hacer cumplir las normas vigentes para evitar ecocidios como lo sucedido con el humedal Zotas y que Ethel Bent lo atribuye, seguramente con razón, a que “estas entidades (gobernación y Coralina) al parecer no tienen competencias o capacidad para entrar a protegerlos y conservarlos”.

Y si bien es cierto “que todos debemos actuar de forma responsable en el cuidado de estos ecosistemas”, no es menos cierto que más responsabilidad cabe a quien tiene como función proteger el medio ambiente.

Hace dos años la columnista formuló esta pregunta: “¿Quién podrá defender a los humedales de las diferentes necesidades de los habitantes de disponer de su territorio?”. ¿Será que aún hoy no tiene respuesta?


Add this to your website
 

Translate this page

Welcome Caribe

RADIO

WI.167.2

WI.167

W144

WR

IDEAM

 

Indicadores Economicos

Síganos en Facebook

Descarga Firefox


JUANCHOGONZALEZ5

CHICKEN.HOUSE22

BANNER.FAGAR

CAJASAI.OFERTA

SOPESA.2

LEGALIDAD.2

HURACANES1.gif

HOTEL.DORADO

SEA WHA COFFE

PRESIDENT2

DECAMERON

TRASH BUSTERS

OVER.RECEPTOUR

CINE.0808

PELICANO